60 Aniversario Seat 600 (Barcelona): ¡¡Guinness Conseguido!!

lunes, 11 de septiembre de 2017


A estas alturas, es raro que nadie sepa que: ¡Lo conseguimos! Desde el sábado 9 de septiembre hay un nuevo Récord Guinness a batir: la reunión más grande de vehículos SEAT, con nada más y nada menos que 787 SEAT 600 contabilizados (aunque realmente fuimos 812 en pista y 912 en total). Y es que el récord tenía un truco, no era el mayor numero de SEAT 600, estaba limitado a vehículos SEAT anteriormente conseguido por seatmeeting.com con 344 coches SEAT, pero SEAT con el motivo del 60 aniversario decidió que sólo contabilizasen los SEAT 600 bautizando el récord como "Mayor desfile de SEAT 600 del mundo", y así fue. SEAT con la ayuda de la gran afición que caracteriza al 600 batió el récord Guinness y nosotros estuvimos allí para participar y disfrutar de la gran fiesta.

Para nosotros la mañana empezó bien temprano, teníamos que amortizar el desayuno buffet y antes de ir al circuito había que dejar reluciente a Rocinante para el gran desfile, tal vez fue por eso que durante el día la lluvia no nos dejó solos, ya sabéis lo que dicen: si lavas el coche, llueve. Después de la ducha pusimos rumbo al circuito, donde la organización nos asignó nuestra plaza: tercera columna del parking 3B.


Nada más bajarme del coche empecé a ver a gente conocida, otros que no conocía pero ellos reconocían el bólido, así que por consiguiente me conocían a mí. Y así casi pasé el día, saludando a la gente y huyendo de la lluvia. Cuando la ocasión lo permitía hice algún directo que otro para la página de facebook y con la lluvia a penas hice fotos 😔. Eso sí, aunque no hice todas las fotos que me hubiese gustado, pude disfrutar de la fiesta como un aficionado más charlando con muchos conocidos que hacía tiempo que no veía.

Cuando desembarcamos fuimos a recoger nuestro dorsal y regalos de inscripción, a la carpa de la organización. El número asignado era el 89, casualmente las dos primeras cifras de la matrícula. En la bolsa que te entregaban junto con el sobre venían dos gorras de Seat, dos "sacochilas" (como yo llamo a este complemento), un ejemplar del libro "Travesía Africana en SEAT 600", un marcapáginas y una postal del libro.


Con sobre del dorsal en la mano volvimos al coche para colocar las pegatinas como marcaban las instrucciones, la pegatina pequeña en la parte inferior derecha de la luna trasera y el número en el lado izquierdo del capó.


Por fin podíamos dar una vuelta por el circuito, ver coches y visitar los stands de los recambistas. La primera parada fue PilarMotor, donde fui a recoger unas pegatinas que había encargado del blog para poner en el bólido. Estando en un puesto vi a un conocido (siento no recordad quien fue) que me dijo que en el puesto de Recambios Pascual daban una camiseta del 60 aniversario al apuntarte en el sorteo de un lote de piezas para el 600 y Recambios Fernando Román regalaba una lata de aceite antigua vacía. Recogidos los regalos volvimos al coche para dejar todo.

Con las tareas hechas tocaba disfrutar de la fiesta. Paseamos por todo el paddock viendo la gran cantidad de coches que había, haciendo fotos a algunos de los coches más característicos: un SEAT Miltón, una Formichetta con matrícula alemana, el 600 más antiguo que se tiene constancia (del que ya hablé anteriormente en la entrada: 60 años de aquel primer SEAT 600), el SEAT 600 con la matrícula más antigua, el famoso B-141.141.


Y, como no, las unidades de la nave 122, que como era de esperar tenían los número más significativos: el #1 correspondía al SEAT 600 Normal, el #2 al SEAT 600 D con remolque, el #5 fue para el SEAT Savio, el #6 para la SIATA Patricia, el #600 al SEAT 600 L Especial y el #800 al SEAT 800 y el SEAT 600 Concept que no tenía dorsal. Y frente a la carpa en un lugar privilegiado estaba el SEAT 1400 de Asistencia en Carretera.


A parte de la exposición se SEAT Coches Históricos, había multitud de actividades para los más pequeños con castillos hinchables, actuaciones en la carpa central y la más llamativa: la carrera de 600 a pedales (quien pillase uno 😏). Una atracción de lo más llamativa para los niños, pero sin duda los que más disfrutaron fueron los padres que empujaban a los más pequeños para poder terminar el recorrido.


No pudimos dejar escapar la oportunidad de subimos a la parte superior de los boxes para ver la increíble vista de tantos seiscientos reunidos, buscando como no al pequeño Rocinante entre todos sus hermanos.


Fue entonces cuando nos sorprendió la lluvia. En mi sprint para coger los paraguas del coche me detuve en la carpa de "Test Drive" para solicitar una prueba de un SEAT Ateca. La prueba fue muy bien, me llevé muy buenas impresiones del coche, pese a ser automático y lidiar a la tromba de agua que nos cayó, puedo decir que el SEAT Ateca: ¡flota y vadea ríos! ¡Qué manera de llover! Todo por lavar el coche antes. Al regreso de la prueba de conducción nos dirigimos a uno de los puestos de food truck recomendado por Rafa Medina, allí canjeamos los tickets de comida incluidos en el sobre del dorsal.


Acercándose ya la hora del gran evento desde la organización nos dieron el briefing con las instrucciones de los pasos a seguir, para luego mandarnos a los coches y encender los motores. Un poquito antes de empezar "El Mayor desfile de SEAT 600 del mundo" un helicóptero hizo presencia en el circuito grabando y haciendo fotos del parking. Os invito a buscar el vuestro, yo lo he localizado muy fácilmente porque el coche que me precedía, abandonó la formación al tratarse de un FIAT 600, por lo que no tenía a nadie delante.


Con el coche en marcha y la calefacción a tope (interruptor del electro activado) mantuvimos la espera saludando al helicóptero cada vez que pasaba. A las 17:00 empezaron a circular los coches, nosotros tardaríamos unos minutos en tomar la pista. Nada más pisar el circuito, el coche que me precedía se fue a la izquierda, siguiendo las instrucciones aceleré para pegarme al de delante. Seguimos dando la vuelta al circuito hasta llegar de nuevo a la recta de meta, donde nos detuvimos y pudimos hacernos fotos mientras iban llegando los 812 coches que estaban en la formación.

 

Al poco tiempo de terminar el recuento nos comunicaron por megafonía que el intento no había sido valido: no se había respetado la distancia necesaria de 5 metros máximos para ser contabilizados. Pero al parecer el juez fue benevolente y nos permitió un segundo intento.


Fue ahí cuando lo conseguimos, 787 unidades de SEAT 600 rodando a la vez las 2 millas necesarias para batir un récord Guinness, pero todavía no sabíamos que lo habíamos batido, al finalizar la segunda vuelta volvimos al aparcamiento donde seguimos disfrutando de la fiesta. Mientras daban el resultado aprovechamos para canjear los vales de la cena y cenar en la carpa central un rico sandwich.


A eso de las 20:00 anunciaron el resultado del récord, donde nos comunicaron que habíamos batido el récord. Un total de 812 unidades de SEAT 600 y derivados habían circulado por el circuito, pero sólo habían sido validadas 787, por lo que el récord tenía nuevo propietario. Tras la entrega de la acreditación oficial al director de SEAT, Luca de Meo y Mikel Palomera Director de SEAT España, quien posteriormente posó con la acreditación. Tras la instantánea que podéis ver a la izquierda aproveché la ocasión para estrecharle la mano y darle la enhorabuena. Ante mi enhorabuena me miró y me dijo: "No, enhorabuena a vosotros". Y es que es cierto, pese a que el título esté a nombre de SEAT hemos sido los aficionados al seiscientos quien lo hemos conseguido. Para terminar la fiesta, en el escenario pusieron una tarta para que Luca de Meo soplase las velas del 60 aniversario mientras todos los aficionados allí presentes cantábamos el cumpleaños feliz al coche que motorizó España. Tras la tarta una silueta de 600 hecha con fuegos artificiales ardió para poner fin al gran evento.


Conscientes del hecho histórico en el que habíamos participado fuimos a recoger el merecido diploma a la carpa de inscripción, y hacer la ultima foto del día del SEAT 600 Normal Dorsal #1 con el contador que acreditó el Récord Guinness antes de volver al hotel, poniendo así fin al 60 aniversario del SEAT 600.


Mi Opinión


Personalmente he disfrutado muchísimo con la concentración, la organización ha sido de 10. Es cierto que hay una gran empresa detrás pero soy consciente de que no es nada fácil movilizar tantos vehículos, y más para algo tan grande como un Récord Guinness. SEAT invitó a participar a todos propietarios de un SEAT 600 o derivado, de los cuales muchos no pudieron asistir por compromisos, otros se quedaron fuera de plaza, algunos con la inscripción ya comprada no pudieron participar, quedando anulada esa inscripción y no pudiendo ser entregada a otro participante por ser nominativa. Realmente esto último es una pena, pero también hay que tener en cuenta que el espacio que había era limitado.
Hablando del espacio diré que los coches estaban muy bien colocados, con espacio por delante y por detrás que hacía que se pudiesen fotografiar desde todos los angulos, el aparcamiento numerado y señalizado con globos te permitía localizar tu coche enseguida. He de confesar que mi intención era fotografiar cada uno de los coches participantes, pero ante tanta cantidad de vehículos desistí de la idea nada mas llegar al parking.
Las opciones de comidas eran muy variadas, aunque los puestos de postre eran escasos y se formaron mucha cola bajo la lluvia, merecía la pena esperar. Pero hay que dar un puntuación alta a la organización por la oferta gastronómica y la elección, acertada en mi opinión, de los puestos de food truck.
El hecho de disponer atracciones para los niños y mucha variedad de comida para los 4000 asistentes, hizo que el evento fuese un éxito. Aunque el tiempo no acompañase para nada, los cientos de 6cienteros que allí estábamos aguantamos el tirón por el bien común, soy el primero que no le gusta sacar el coche cuando llueve, pero allí aguantamos todos el chaparrón para poder celebrar como se merecía el 60 aniversario del SEAT 600, una fiesta por todo lo grande para un pequeño gran coche.
En cuanto al Récord aunque las instrucciones eran claras no todo el mundo las seguía y muchos no se lo tomaron en serio, pero aun así gracias al buen hacer de todos se consiguió que era lo importante.
Como siempre la estancia muy buena, para mí siempre es un placer volver por esas tierras, ver a gente conocida y sentirte como en casa. Nosotros elegimos un hotel de cuatro estrellas dispuesto por la organización, y gracias a la bonificación de 60 € para el alojamiento no supuso mucho más dinero del que habíamos presupuestado. En cuanto al desplazamiento, nosotros decidimos ir rodando (somos de los que nos gusta la aventura), aunque había a disposición camiones portacoches para que tu 600 viajase sin ningún esfuerzo mientras que su propietario hacía el viaje en otro medio de transporte.

Una experiencia inolvidable que quedará en la historia del SEAT 600, y en la que nadie podrá negar que nosotros estuvimos allí, algo para contar a nuestros hijos y nietos. Por nuestra parte ya estamos contando el tiempo que falta para el 70 aniversario.

Y a vosotros, ¿Qué tal os pareció la celebración?

2 comentarios

luci800ab dijo...

Mi más sincera felicitación por este relato totalmente verídico y detallado, yo estuve allí y también lo viví y disfruté y no queda nada por añadir. Gracias Chema.

mi6cientosblog El blog de mi seiscientos dijo...

Hola luci800ab!
Muchas gracias por tu comentario. Me alegra saber que más gente lo pasó tan bien como nosotros.

Un saludo
Chema